Autoridades mexicanas castran a un oso negro generando la indignación de los ciudadanos 

Un oso negro «amigable», que se acercó el pasado julio a una joven y la olfateó en el Parque Ecológico Chipinque en Nuevo León (México), fue capturado recientemente y castrado para evitar su reproducción, informan medios locales.

Según reveló Elva Griselda Garza Morado, encargada de la Delegación de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) en el estado, el animal será trasladado a la sierra de Nido, en Chihuahua. «Debido a que en la sierra de Chihuahua hay otra especie de oso negro, se debe evitar la contaminación genética, o sea, el cruce de especies diferentes, mezclas genéticas, evitando así el desplazamiento en búsqueda de hembras», detalló, de acuerdo a lo publicado por RT.

La decisión de las autoridades generó indignación entre la población local. Los residentes del municipio de San Pedro colocaron moños de color café en las fachadas de sus casas para expresar su rechazo a la castración y el traslado del animal. «No perdamos ningún oso más, la montaña es su hogar. Coloca un moño café en la fachada de tu casa y dile al gobierno que estás molesto», reza una nota, difundida en las redes sociales.

Por su parte, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), comunicó el pasado domingo 9 de agosto que investigará la necesidad de castrar al joven ejemplar, de unos 96 kilos de peso.

Deja tus comentarios